EL COMPLEJO ES HOGAR

Hace un par de días, gracias a Juancito, un amigo de la vida, de esos amigos que te da el fobal, pude ingresar al Complejo Celeste. Su amistad con el golero de la selección, Fernando Muslera se da desde hace algunos años atrás y pudimos concurrir como visitantes.

Al llegar, siempre el trato fue cordial, respetuoso. Al pasar a cada uno de las personas encargadas de la seguridad, etc., saludaban con un – “buenas tardes, bienvenidos”o a tu saludo te respondían también de manera muy amable. Es raro hacer énfasis en esto, pero es que cuando muchas veces voy a supermercado, tienda, etc., la gente no tiene esa costumbre, ni para saludarte ni para responder tu saludo. Supongo que será tema de educación, o de también como te tratan en el lugar que estás o si te sentís feliz y/o cómodo. La sensación que trasmite el complejo es es la de felicidad, comodidad, serenidad, es como un gran hogar con una gran familia. Cociner@s, limpiador@s, seguridad, jugadores, cuerpo técnico todos en convivencia, cada cual realizando su tarea, pero trasmitiendo energía positiva, la energía siempre se siente.

Fernando nos invito a pasar y nos sentamos a charlar en una mesa tranquilos. Allí estaban en otra mesa Fede Valverde con Giovanni merendando algún jugo con frutas. Otros como Nahitan y Jona jugando ping pong. Algunos contactando a su familia y/o amigos mediante celular sentados cómodamente en sillones. Otros a las risas con sus compañeros. La verdad me hacía acordar mucho a las juntadas con mi equipo de fútbol amateur en las afueras de Montevideo durante algún fin de semana. Es que estoy seguro que un grupo se forma así, no de otra manera.

Entregué a Nando mi libro “Más allá del fútbol”, me firmo un ejemplar y me pidió también que se lo firmara, con un poco de vergüenza accedí a firmarselo jeje. Además le deje varios libros más para que repartiera al resto del plantel y cuerpo técnico.

En esos momentos entra el capitán Godín, mira, frena y nos saluda, palmada en la espalda para estrechar la mano. Poco después lo mismo hace Cavani con una sonrisa de oreja a oreja, se los ve a todos sonriendo, disfrutando. Ingresa Rebollo para ponerse a charlar un poco con Godín y trasmitirle algo, el capitán lo escucha atentamente y asiente con la cabeza. Con termo y mate abajo del brazo se asoma un chiquitito pero enorme, Lucas ingresa.. saluda a todos. Yo lo miro y me asombra que tengamos un pequeño así, que haya parado a uno de los mejores jugadores del mundo, un tal Cristiano Ronaldo. Pero… ¿Por qué me asombro? si es que siempre los uruguayos tenemos uno o varios de esos, si en realidad somos eso, chiquitos pero enormes.

Varios se van yendo a otro salón pegado, es que claro, está el fuego prendido y toda la carne en el asador. No faltan las selfies de Cavani con el encargado del fuego y sus compañeros. Es que se nota que para los jugadores los ídolos son esos, el cocinero, el médico, la limpiadora. Ingresa una señora con camisetas y banderines para hacérselos firmar a los jugadores, todos lo hacen con orgullo.

Y allí aparece, el para mí, principal responsable de todo lo anterior mencionado. El que logró crear un COMPLEJO, así con mayúsculas para la selección. El idolatrado, criticado, resistido, odiado y amado, aparece El Maestro, saludando de la misma manera a propios y extraños. Va rumbo al salón donde el fuego está prendido, pasea por el salón principal, como chequeando de reojo que todo este en orden. Fue allí dónde me acerco y le digo que tenía un libro para regalarle. Se para y me agradece mucho. Espontáneamente comenzamos una charla de algunos minutos. De mi parte contándole de que trataba y el preguntando como había llegado a eso. Me dice que lo iba a leer para luego dejarlo en la biblioteca del Complejo, si si, el Complejo también cuenta con un espacio para los libros.

Aparecen también dos ex integrantes , “El facha” Carini y nuestro gran ex capitán “La tota” Lugano. Uno buscando a Lucho para realizarle una nota. El otro para estar presente como referente y compartir con varios ex compañeros y amigos un rato agradable cerca de un fueguito prendido. Es que es tan importante poder trasmitir de generación en generación el proceso, que los referentes siempre tienen que estar.


Así estaba la celeste el día antes de partir en busca de la 16. No tengo idea que va a pasar, porque en el fútbol, nunca se tiene idea de lo que pueda pasar. Lo que si, siempre voy a estar convencido, de que lo que logro El Maestro a nivel grupal y de infraestructura de la selección es más que admirable e innegable. Si ganamos muchas o pocas copas desde su llegada, si aquel jugador debe estar o no debe estar, si los cambios los hace tarde o se los guarda, eso que los discutan otros, para mi es algo subjetivo. Lo que si puedo ver, pensar y sentir, es que ganamos algo más importante que todo eso. Volvimos a ganarnos el respeto del mundo del fútbol y el sentido de pertenencia de la mayor parte del país por nuestra Selección.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: